11 de noviembre de 2014

Los túneles de San Germán - Un mapa interactivo

¿Sabias tú que las calles de San Germán ocultan una de las obras de ingeniería más interesantes del Puerto Rico del siglo 19? San Germán está localizado al pie del monte Ancones, una loma de la cual baja una pequeña corriente de agua conocida como la Quebrada Manzanares. Durante la primera mitad del siglo 19, el pueblo de San Germán experimentó cambios dramáticos en su población que resultaron en la expansión del centro urbano hacia el lado sur de la ciudad. Para ese momento la Quebrada Manzanares representaba el límite sur del pueblo. Como resultado de esta expansión, la quebrada fué cubierta poco a poco convirtiéndola en la alcantarilla pluvial que muchos conocen como los legendarios túneles de San Germán. Este artículo sirve como punto de entrada a un mapa interactivo que hemos preparado basado en la investigación dirigida por Luis Pumarada, Miguel Cruz Arocho y Edwin Albino en 1987.

Alcantarilla pluvial de la Quebrada Manzanares
Fotos capturadas en el año 2009 cortesía de Raymond Negrón.

Alcantarilla pluvial de la Quebrada Manzanares.
De quebrada a alcantarilla pluvial

La historia de la alcantarilla pluvial de la Quebrada Manzanares es la historia del desarrollo urbano del casco histórico de San Germán. Comenzando a principios del siglo 19 y por un espacio de alrededor de 75 años, la quebrada fue cubierta poco a poco por los dueños de las propiedades colindantes y el gobierno municipal a medida que el pueblo se fue expandiendo hacia el sur en dirección a la Calle Luna. Ya para principios del siglo 19 la Quebrada Manzanares representaba un problema para los vecinos de San Germán ya que durante aguaceros fuertes causaba inundaciones en algunas partes del pueblo. Para finales del siglo, los problemas presentados por esta quebrada se agravaron habiéndose contaminado con desperdicios humanos.

A continuación presentamos una breve cronología de la historia de la alcantarilla pluvial de la Quebrada Manzanares:

  • 1835 - Para este año ya existía un puente que cruzaba la quebrada a lo largo de la Calle Cruz. Alrededor de ese mismo año, Pascual Antongiorgi, reconocido hombre de negocios, expandió dicho puente para proteger su propiedad contra inundaciones comenzando así el proceso de construcción de las bóvedas de ladrillo.
  • 1851 - Evidencia sugiere que la alcantarilla de la Calle Luna fue construida ese año.
  • 1853 - Se construye la alcantarilla de la Calle Carro.
  • 1860 - Alrededor de este año se construye la sección bajo el antiguo hotel Oasis.
  • 1865 - Se construye la alcantarilla de la Calle Alfonso XII. Alrededor de ese mismo año se construye también la de la Calle Ramas.
  • 1867 - Alrededor de este año se construyeron alcantarillas que conducían la escorrentía de las calles Luna y Cruz hacia el "túnel" comenzando la transformación de la Quebrada Manzanares en un sistema de desagüe para la ciudad de San Germán.
  • 1872 - Para este año, ya existían alcantarillas que cruzaban las siguientes calles: Cruz, Luna, Carro, Alfonso XII, Ramas, Esperanza y Javilla.
  • 1892 - La Compañía de los Ferrocarriles de Puerto Rico cubrió la sección que correspondía a el área de sus vías en la parte sur del pueblo cerca del manantial San Luis.
  • 1895 - Alrededor de este año comienza la construcción de la sección que cruza la propiedad de Francisco Lagarde. Las obras continúan hasta cerca del año 1910.
  • 1911 - Se construye la sección entre la Calle Tetuán y la alcantarilla de la Calle Ferrocarril. A diferencia de proyectos anteriores, esta sección es construida usando hormigón.
  • 1918 - En este año se construyó la sección final dentro del casco histórico del pueblo cuando Jaime Acosta y Forés, dueño de una propiedad a lo largo de la calle Santiago Veve entre las calles Ramas y Javilla, completó este segmento para construir su residencia.
  • 1930 - Fotos aéreas indican que la totalidad de la ruta entre las vías del ferrocarril en el lado sur y la Calle Javilla en el lado norte ya estaba cubierta.
  • 1950s - La sección final de la alcantarilla fue completada en la década de 1950 cuando las tierras al norte de la calle Santiago Veve fueron desarrolladas por los hermanos Vivoni.
Corte transversal y foto representativo de una sección de la alcantarilla.
La investigación

En 1987 un grupo de investigadores bajo la coordinación de Luis Pumarada, Miguel Cruz Arocho y el historiador Edwin Albino documentaron la alcantarilla pluvial de la Quebrada Manzanares. Los resultados de este proyecto fueron publicados en un reporte titulado Study and Recommendations on the San German Vaulted Brick Tunnel Storm-Sewer System. Entre otras cosas, esta investigación resultó en la inclusión de la estructura en el Registro Nacional de Lugares Históricos de EE.UU. (NRHP por sus siglas en Inglés). Sobre el estudio de estas obras, el Dr. Pumarada comparte con nosotros lo siguiente:

"Para el inventario HAER (Historic American Engineering Record) no se pudo averiguar ni el origen ni el propósito de este túnel, que provee el drenaje pluvial del centro histórico pero cambia de construcción y dimensiones de forma inconsistente con una obra de drenaje y tiene compuertas que abren a patios y sótanos. Sus planos no aparecen en ningún lugar, y la gente ofrecía distintas versiones, que iban desde refugio contra ataques piratas hasta escondite para mercancía de contrabando. En 1987, sometí con Cruz Arocho una propuesta al Instituto de Investigaciones de Recursos de Agua para estudiarlo, dibujarlo en el contexto urbano y realizar una investigación histórica, que estuvo a cargo de Albino. Primero se trazó su ruta (usando instrumentos de mapear cuevas y un vigilante que iba por las rejillas de drenaje de las calles para avisarnos si empezaba a llover y removernos la rejilla para dejarnos salir de allí antes de que el agua llenara la bóveda). Cuando esta se dibujó en un plano del pueblo se hizo obvio el patrón de los cambios de dimensiones y construcción: era más amplio y bien construido donde cruzaba bajo calles. Por otro lado, la investigación histórica halló en las Actas del Cabildo menciones y croquis de puentes en arco de mampostería sobre una Quebrada Manzanares que bordeaba el área urbana, coincidiendo el plano de puente con el tramo de túnel bajo la calle correspondiente. Concluimos que el túnel era el resultado de que, a lo largo de más de cien años, cada propietario había ido abovedando como había podido el paso de la quebrada por su propiedad para construir encima (con un acceso por requisito del cabildo para bajar a remover cualquier escombro que se atascara en su sección), quedando el cauce como un túnel y los puentes como sus partes más amplias y bien construidas. 

Como resultado del estudio, que además definió la cuenca servida y encontró deficiencias estructurales y descargas ilegales de aguas negras, los túneles llegaron al programa Ocurrió Así arrastrando leyendas negras de monjas que se encontraban secretamente con curas en túneles que unían monasterios y conventos. En parte para mostrar la falsedad de tales teorías y en parte para impulsar su desarrollo turístico, hice una propuesta a la OEPH (Oficina Estatal de Preservación Histórica) para escribir el libro bilingüe Los túneles de San Germán: del abovedado a las leyendas, con mi hija Yesenia, hoy doctorada en Historia Latinoamericana, ayudando con la traducción al inglés."

El trabajo de documentación incluye mas de 30 diagramas y 24 fotografías, materiales que utilizamos para crear el mapa interactivo accesible a través de esta página. En adición, el trabajo provee un número de recomendaciones para la protección y el posible desarrollo turístico de estas obras, información que esperamos ayude eventualmente a poner esta obra al alcance de todos los puertorriqueños. Explorar estas estructuras y documentar su historia no fué tarea fácil o libre de riesgos pero gracias al esfuerzo de estos intrépidos arqueólogos industriales e historiadores hoy podemos explorar virtualmente esta interesante obra de ingeniería del siglo 19.


Investigación de la alcantarila de la Quebrada Manzanares en 1987.
El mapa interactivo de la Quebrada Manzanares

Este trabajo intenta poner al alcance del público en general la información recopilada durante el proyecto antes mencionado de una manera interactiva aprovechando la tecnología provista por Google Maps. Nuestro mapa incluye la ruta aproximada de la Quebrada Manzanares.La alcantarilla ha sido trazada en secciones basadas en los 30 diagramas preparados para el proyecto. Cada sección incluye un símbolo que al pulsarlo te provee acceso al diagrama de la sección correspondiente. En adición a los diagramas, encontraras la mayoría de las fotografías que complementan el estudio. Estas imágenes están accesibles a través de los símbolos en forma de cámara fotográfica localizados a lo largo de la ruta. ¡Espero lo disfruten!



Esta corta animación preparada con los datos del mapa presenta la ruta de la quebrada sobrepuesta sobre una foto aérea de 1931 y la topografía provista por Google Earth (exageración vertical 2X) para darnos una mejor idea del cambio en elevación. La animación corre en dirección hacia el sur (cuesta arriba).


*Nota: Mi propósito en popularizar la existencia de esta obra es educar, no fomentar el acceso sin autorización a este lugar. Es importante mencionar que este mapa NO ES UNA HERRAMIENTA PARA NAVEGAR este espacio. Si usted es de los que gustan del pasatiempo del Urbex considere las consecuencias de entrar a un lugar de espacio limitado que no conoce, obscuro y con la posibilidad de llenarse de agua rápidamente.


Agradecimiento

Nuestro mas sincero agradecimiento a Raymond Negrón, sangermeño y lector de nuestra página quien compartió con nosotros las fotos a colores que usamos para el colaje incluido en este articulo.

Cita

¿Deseas citar este trabajo? Los puedes citar en estilo MLA:

Ruiz, Hector. "Los Túneles De San Germán - Un Mapa Interactivo." Redescubriendo a Puerto Rico. 11 noviembre 2014. Web. . en estilo APA: Ruiz, H. (2014, noviembre 11). Los túneles de San Germán - Un mapa interactivo. Accesado 22 de diciembre, 2014.

Fuentes

16 comments:

Emma Cintron dijo...

Quiero saber si uno puede entrar a los tuneles y explorar.

H Ruiz dijo...

Al presente estos tuneles no están accesibles al publico en general. Hay que recordar que es una alcantarilla activa y por esto está sujeta a inundaciones repentinas. Hay secciones bastante angostas que podrian ser una "trampa" en caso inundación. Sin un grupo de apoyo en la superficie vigilando cambios en el clima y ayudando a salir en caso de emergencia, visitarlo podria ser bastante arriesgado.

Anónimo dijo...

Yo vivía en la antigua calle Vivoni, casi encima de los túneles. Tuve la oportunidad de accesarlos por el desagüe que vincula con el río Guanajibo (frente al hospital metropolitano). Hay que entrar casi gateando y en tiempo de sequía.También conectan con un estacionamiento soterrado al lado de las oficinas del PAN y del Dept. del Trabajo.

Luis Pumarada dijo...

Quienes disfruten de este magnífico trabajo gustarán de ver el que hizo el profesor José A. Mari Mutt basado en otro de mis trabajos, usando una técnica digital parecida: GOOGLE > Carretera Central Puerto Rico.

Unknown dijo...

El crear un mundo virtual le daría la experiencia a los usuarios (maestros, estudiantes, turistas, exploradores, entre otros) de explorar los túneles. Toda la información e historia puede ser presentada de forma interactiva y animada con efectos visuales y de audio. La experiencia sería una muy diferente y sobre todo una muy atractiva para los usuarios.

H Ruiz dijo...

De San Juan a Ponce por la Carretera Central está disponible @: http://edicionesdigitales.info/carrcentral/carrcentral/Inicio.html

H Ruiz dijo...

No cabe duda que sería tremendo proyecto el crear una experiencia tridimensional interactiva.

H Ruiz dijo...

¡Gracias por compartir tus experiencias!

Anónimo dijo...

Muy interesante y tremendo trabajo, gracias

Anónimo dijo...

Seria interesante saber de donde vinieron los ladrillos para el proyecto en aquella epoca

Emuna dijo...

Se dice que Walgreens destruyo parte de ellos cdo ocupo su edificio en el pueblo. Es cierto?

Emuna dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
H Ruiz dijo...

La sección de la alcantarilla bajo el viejo Walgreens todavía existe.

edgardo rodriguez dijo...

Un detalle que me llama la atención es que en ese mapa no se muestra la localización de las alcantarillas que fueron construidas por la compañía de Ferrocariles y que cubren la otra Quebrada que baja del Monte Ancones. De hecho, uno de esos tuneles está localizado bajo una propiedad de la Calle Ensanche Ramírez y su trayectoria añade otras alcantarillas que se construyeron en hormigón que siguen por debajo de una calle de Pueblo Nuevo, el terreno de la Quinta Shopping Court, la Calle Dr. Veve (se puede notar la alcantarilla cerca de la Cooperativa) y los terrenos que colindan con la parte oeste de la Escuela Lola Rodríguez de Tió. Todavía baja mucha agua por allí cuando llueve pues se conectan tambien las alcantarillas de la urbanización Villa Interamericana.

vrjr48 dijo...

Orgullosamente puedo expresar que todos los diagramas de los túneles fueron dibujados por mí en su forma final en la oficina S-105A del Edificio Stefani en el Colegio de Mayagüez. El trabajo fue supervisado directamente por el Dr. Pumarada O'Neill. Saludos a Pumarada y a Vélez Arocho donde quiera que se encuentren!

Víctor M. Ramírez Más
victor.ramirez2@upr.edu

Luis Pumarada dijo...

Aunque no acostumbro defender a Walgreens ni nada que se parezca, en honor a la verdad aclaro:
El local del que esa farmacia ocupa una parte lo remodeló para alquiler el ciudadano sangermeño que era su dueño. Como se le exigió un parking, le hizo un sótano, para lo cual tumbó el techo original del tramo de túnel que pasa por debajo y lo hizo reconstruir más bajito. Eso lo buscó un lío con Ramos Comas, pero el daño ya estaba hecho.

Publicar un comentario